Océanos

Los océanos son esenciales para la sostenibilidad del planeta. Debemos cuidarlos y gestionarlos de una forma responsable.

La mayor parte de nuestra materia prima proviene de los océanos y es nuestro deber contribuir a una adecuada gestión de los recursos y a la protección de la biodiversidad.

Por eso, hemos diseñado 7 objetivos dirigidos a reducir nuestro impacto en el medio marino.

Nuestros compromisos

No Data Found

de los lomos de atún de nuestras marcas serán sostenibles

Nos comprometemos a que el 100% de los lomos de atún de nuestros productos procedan de una pesca responsable y sostenible. Esto significa que debe cumplir una o varias de estas características:

  • Contar con la certificación MSC (Marine Stewardship Council).
  • Proceder de una pesca incluida en un FIP (Proyecto de Mejora de Pesquería) robusto, calificado A o B por https://fisheryprogress.org/
  • Haber sido pescado sin FAD (dispositivo de concentración de peces).
  • Haber sido capturado por barcos con la certificación APR (Atún de Pesca Responsable).
  • Haber sido pescado uno a uno, mediante métodos de pesca selectivos, como la pesca a caña.
Avance 85.19%

No Data Found

del producto pesquero trazado en origen

Nos comprometemos a que el consumidor pueda conocer el origen del producto que va a consumir: la especie, el arte de pesca que se ha utilizado, la región oceánica donde se ha capturado, cuándo se pescó y por quién.
Avance
31.84%

Gestión de residuos en el mar

Tenemos el objetivo de poner en marcha distintos programas de mejora de la gestión de nuestros residuos en el mar para aportar soluciones que contribuyan a la eliminación de plásticos en nuestros mares.
Avance
0%

Gestionar una flota más responsable

Nuestra propia flota tendrá también objetivos diseñados para reducir su impacto en la biodiversidad y el entorno.

No Data Found

de pesca sin el uso del FAD en nuestra flota

El método de pesca que emplean nuestras embarcaciones es la pesca de cerco. Los plantados se usan comúnmente para hacer que las operaciones de pesca sean más eficientes. Sin embargo, queremos reequilibrar nuestro impacto en el medio ambiente aumentando el número de capturas realizadas sin el uso de estos dispositivos.
Avance
41.6%

300

FAD activos por barco

Para reducir el impacto de los FAD en el medio ambiente, queremos limitarnos a un número de FAD activo por embarcación de 300. El límite legal actual se establece en 450 por embarcación.
Avance
100%

No Data Found

de FAD no enmallantes

Nos comprometemos a que todos los FAD utilizados por la flota de Nauterra sean no enmallantes para evitar que especies no objetivo de la pesca puedan quedar atrapadas en ellos.

Avance
41.6%

No Data Found

de FAD biodegradables

Queremos conseguir que todos los FAD utilizados por la flota de Nauterra sean biodegradables, evitando así que puedan tener un impacto en el ecosistema marino en caso de varada o deriva.

Avance
4.16%

Proyectos

La trazabilidad alimentaria es la posibilidad de encontrar y seguir el rastro, a través de todas las etapas de producción, transformación y distribución, de un alimento. Para nosotros es también un elemento esencial de la calidad y el valor añadido de nuestros productos, y por ello forma parte del compromiso adquirido por la compañía en materia de gestión responsable y de información al consumidor.

Sistema de trazabilidad e información

Fruto de este compromiso, en 2017 Grupo Calvo desarrolló y puso en marcha un sistema de trazabilidad alimentaria que permite a cualquier consumidor conocer el camino que ha seguido el atún hasta llegar a su mesa, ofreciendo una información completa y transparente sobre su proceso de elaboración. Este sistema, certificado con la Norma ISO 22005 de trazabilidad de AENOR, amplía y completa la información ya incluida en el empaquetado y etiquetado de nuestros productos, donde se indica la especie de atún, el arte de pesca usado y la zona de pesca.

El usuario solo tiene que facilitar los códigos de lote, hora y línea de producción que aparecen impresos en cada lata de conserva de atún para recibir por correo electrónico un informe detallado con más información sobre la especie de atún que contiene el producto, el barco que lo capturó, dónde y cuándo fue capturado, mediante qué arte de pesca, en qué puerto fue desembarcado y en qué fábrica de Nauterra fue elaborado.

Actualmente, el sistema de trazabilidad está disponible para los productos de atún de las marcas Calvo y Nostromo fabricados en la planta del Grupo en Carballo (España) y es fácilmente accesible a través las páginas web de cada marca (Trazabilidad CalvoTrazabilidad Nostromo). El resto de los productos de nuestro porfolio se irá integrando de forma progresiva en este sistema de trazabilidad alimentaria.

El objetivo 2025 asociado es que el 100% de los productos que elaboramos en nuestras distintas plantas sea 100% trazable desde su origen hasta el producto final.

Trabajamos para garantizar la sostenibilidad de los recursos pesqueros minimizando nuestro impacto en el entorno y la biodiversidad marina, y respetando los derechos y las condiciones laborales de las tripulaciones. Estas son las prácticas pesqueras que cumplen todos nuestros barcos y que exigimos a nuestros proveedores.

Limitación de la flota

Compromiso de no incrementar la capacidad de captura de la flota con la adquisición de nuevos barcos sin dar de baja otro.

Presencia de observadores independientes

Presencia de observadores científicos independientes en todos los barcos que verifican el cumplimiento de las buenas prácticas pesqueras.

Prohibición de descartes

Prohibición de descarte de atún en el mar para evitar que pueda optimizarse la capacidad de pesca a bordo con las mejores capturas.

Respeto de los derechos de las tripulaciones

Garantía de condiciones de trabajo dignas para todos los miembros de la tripulación de acuerdo con el Convenio 188 sobre el Trabajo en la Pesca de la OIT.

Formación en prácticas pesqueras

Formación continua en normativa y buenas prácticas pesqueras a los miembros de la tripulación.

Prohibición de daño intencional

Prohibición total de aleteo de tiburones (mutilación de las aletas para su comercialización) y de daño intencional a cualquier otra especie que no sea objeto de la pesca.

Control sanitario exhaustivo de las capturas

Implementación de todas las medidas de sanidad e higiene necesarias para mantener los estándares de calidad y seguridad en el almacenamiento y la manipulación de las capturas.

No transbordos
en alta mar

Prohibición de los transbordos en alta mar para evitar la pesca ilegal y las prácticas de trabajo esclavo. Los barcos deben trasbordar en puertos y aguas controladas para declarar sus capturas.

Uso de dispositivos agregadores no enmallanes

Compromiso de uso de dispositivos de concentración de peces (FAD) no enmallantes para evitar el impacto en especies no objetivo.

Reducción de la pesca incidental

Compromiso de devolución de especies no objetivo y de reducción de la captura incidental para reducir al máximo el impacto de las tareas de pesca en la biodiversidad.

Registro de datos de la actividad pesquera

Identificación de las capturas y registro permanente de todos los datos asociados a la pesca.

Control satelital
permanente

Buques geolocalizados mediante satélite (Vessel Monitoring System) para facilitar a las autoridades su situación en todo momento.

Buenas prácticas pesqueras

Documento oficial de buenas prácticas pesqueras fimado por los armadores cerqueros españoles.

Gestión de DCP

Documento oficial de buenas prácticas para la gestión de DCP

FAD no enmallantes

Buenas prácticas sobre operaciones con barcos que usan solo FAD no enmallantes

Certificación Atún Pesca Responsable

Todos los atuneros de Nauterra están certificados bajo la norma “Atún de Pesca Responsable” de AENOR, UNE 195006, lo que acredita que las operaciones de pesca de nuestra flota se llevan a cabo de forma social y medioambientalmente responsable.

AENOR verifica periódicamente, mediante auditorías, que Nauterra aplica los mejores estándares para la pesca de atún de cerco, tanto desde el punto de vista medioambiental como desde el punto de vista social y laboral. Esto incluye, entre otras, iniciativas como el embarque de observadores independientes en todos sus barcos; el control y la localización vía satélite de su flota; la certificación de capturas; o el cumplimiento de las condiciones laborales, sanitarias y de seguridad de los trabajadores, tal y como establece el Convenio de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) para el sector pesquero.

Todos los productos fabricados y comercializados por Nauterra actualmente son 100% nutritivos y saludables. Son ricos en proteína, vitaminas y omega 3, y no llevan conservantes. Nuestro compromiso es que nuestra gama de productos a 2025 siga cumplimiento los parámetros actuales de nutrición y salud.

La norma UNE 195006, fue desarrollada por la Asociación Española de Normalización y Certificación AENOR con la colaboración de OPAGAC y el Ministerio de Agricultura, Pesca, Alimentación y Medioambiente (MAPAMA). Se trata de la primera norma que contempla el cumplimiento de las mejores prácticas pesqueras para buques cerqueros congeladores en la triple vertiente socioeconómica, de control y medioambiental.

Cómo parte de nuestras iniciativas para la protección de los recursos pesqueros, desde 2016 Nauterra participa en tres proyectos de mejora de la pesquería o FIP (Fishery Improvement Project) para las tres especies de atún que utilizamos en la elaboración de nuestras conservas (listado, rabil y patudo). Un proyecto se está desarrollando en el Océano Atlántico y dos en el Océano Pacífico.

Liderados por  la organización de grandes atuneros congeladores (OPAGAC), de la que forma parte Nauterra, y la ONG medioambiental WWF, estos proyectos forman parte de la iniciativa de mejora de la pesca del atún más completa a escala mundial, ya que aborda la gestión de las tres especies de túnidos tropicales al mismo tiempo bajo los tres principios de la certificación MSC (Marine Stewardship Council).

  1. La sostenibilidad de las poblaciones de atún
  2. La minimización del impacto ambiental
  3. La gestión efectiva de la actividad pesquera

El objetivo de estos proyectos es obtener la certificación MSC para las pesquerías. Actualmente los tres proyectos tiene la máxima calificación: A (Progreso avanzado) por la organización independiente Fishery Project, que evalúa el grado de avance y cumplimiento de los objetivos de los FIP en todo el mundo.